Y tú, ¿qué líder eres?

y tu que tipo de lider eresSeguro que no te resulta fácil responder a esta pregunta, pues el liderazgo no es algo estático, sino una noción con múltiples vertientes, transversal y en continuo cambio. No todo el mundo percibe el liderazgo igual, ni todos los líderes tienen el mismo estilo.

 

Existen muchos estilos de liderazgo que pueden determinar el éxito o fracaso de una organización respecto a sus objetivos de negocio. Como dice el experto Kevin Kruse, no tiene tanto que ver con el nivel de seniority, la posición en la jerarquía de una empresa, las capacitaciones, los atributos personales o el management. Es mucho más. Según su propia definición, “el liderazgo es un proceso de influencia social, que maximiza el esfuerzo de los demás para la consecución de una meta”.

 

¿Qué tipos de liderazgo existen?

Tipos de lider Goleman

Como decíamos antes, no todos los líderes son iguales. Existen diferentes tipos que el escritor Daniel Goleman definió en el libro “El líder resonante”. Normalmente, todos pueden ser adecuados en según qué situaciones, y lo óptimo es que el buen líder combine varios de ellos en función de la situación:

 

  • Liderazgo coercitivo: Es un estilo autoritario, con escasa resonancia y que puede terminar con la motivación de los empleados y provocar que éstos se marchen de la empresa.

 

  • Liderazgo visionario: El líder contagia a sus seguidores con una visión única del rumbo que se ha de tomar y que aumenta el compromiso y la fidelidad. Consigue una movilización a gran escala gracias a una avanzada percepción de la realidad que guía a la organización y sus trabajadores directamente a la consecución de los objetivos fijados.

 

  • Liderazgo afiliativo: Se trata de un estilo de liderazgo en el que las personas están antes que cualquier otra cosa. Los líderes entrelazan relaciones con las personas de su alrededor y consiguen generar un gran ambiente de trabajo, aunque en contraposición no está especialmente orientado a los resultados.

 

  • Liderazgo democrático/participativo: En este caso las personan que ejerce el rol de líderes delegan con frecuencia en su equipo, lo cual puede implicar una carencia de visión estratégica que se presupone a la persona que guía y dirige un grupo u organización.

 

  • Liderazgo ejemplar: Es un tipo de liderazgo caracterizado por que la persona que lo ejerce fija un rumbo a seguir y se encarga de mantenerlo con todas sus implicaciones. Se dice de él que es efectivo pero poco eficiente a la hora de desarrollar el talento.

 

  • Liderazgo capacitador: En este grupo están los llamados líderes “coach”, que potencia las capacidades de su equipo fomentando la mejora continua a través de técnicas propias del coaching.

 

Como ves, no existe un tipo de líder único ni un estilo que sirva para todos los casos. Lo habitual es encontrar momentos para cada uno de ellos, y saber aplicarlos con criterio. Además, es importante recordar que las habilidades de liderazgo se pueden entrenar y desarrollar, por lo que la formación en este sentido es vital para decidir qué conviene en cada situación. Es lo que marca la diferencia entre un líder y un buen líder.

 

Y tú, ¿con cuál de ellos te identificas?